5º hábito: primero comprender y luego ser comprendido

Interesante 5º hábito el que nos describe Steve Covey en su libro, es la clave para una comunicación interpersonal efectiva, primero comprender a la otra persona, entender lo que nos dice para, posteriormente, ser comprendido. Este hábito gira en torno a la escucha efectiva respecto a los demás.

No hay que escuchar para contestar sino para comprender, esta escucha efectiva, la empática, es la que tiene esa intención, ver el mundo desde el punto de vista de la otra persona, poniéndose en su lugar, comprender lo que siente, sólo así interactuaremos de una forma efectiva. Si nos referimos al nivel empresarial, sería equivalente a lo que sería un gran vendedor profesional, el que vende necesidades para solucionar los problemas de su cliente, no el que vende productos. Primero ha de comprender sus necesidades y preocupaciones para, posteriormente, vender lo que realmente necesita su cliente.

Para afrontar el gran problema, el problema real de los conflictos, hemos de ponernos en el lugar del otro, verlo desde su punto de vista, con eso estaremos predispuestos a solucionar esos problemas, si no se hace así, los buenos consejos no servirán de nada porque el problema real no se habrá afrontado y, mucho menos, solucionado, hemos de comprender antes de responder.

Esta entrada fue publicada en 7 hábitos. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.