7º hábito: afilar la sierra

Con este hábito se da por finalizado el libro de S. Covey, lectura muy recomendable la verdad. Este último hábito se centra en nosotros mismos, en cómo hemos de renovarnos día a día para poder desarrollar plenamente los 7 hábitos, esta renovación la divide en 4 dimensiones que hemos de cuidar:

Física: cuidar nuestro cuerpo, física y nutricionalmente, cuanto más en forma estemos, mejor nos sentiremos y más ganas de pensar y evolucionar tendremos, cada uno a su ritmo pero la renovación física es básica para alcanzar la mental.
Espiritual: a través de actividades que nos ayuden a desconectar y meditar, para poder pensar en nuestros valores que serán los que nos ayudarán en momentos de dificultad, actividades como la lectura, la naturaleza, la cultura serían algunas de ellas.
Mental: hemos de formarnos continuamente, no hay que dejar que nuestra mente se atrofie, la hemos de ir enriqueciendo y eso no implica estar estudiando continuamente, ni mucho menos, sino que a través de la escritura, la planificación, lectura son actividades perfectas para tener a nuestra mente activa.
Social: basada en el hábito de comprender para ser comprendidos, escuchar empáticamente a los demás, tener una relación con los otros que os enriquezca mutuamente es en lo que se basa esta dimensión que también hemos de renovar en el día a día.

Posiblemente este sea el hábito más importante de todos, no porque se centre en nosotros mismos, sino porque el desarrollo de los 7 hábitos se basará en gran medida en la renovación que tengamos sobre estas dimensiones, además este cuidado o renovación ha de ser igual en cada dimensión ya que si cuidamos mucho unas pero descuidamos otras, estas incidirán negativamente sobre las restantes. De igual manera que lo aplicamos en el plano personal, lo podemos hacer sobre las organizaciones, si descuidan la economía, el desarrollo de las personas, las relaciones humanas o el sentido de la organización, no llegarán nunca a conseguir eso que se proponen.

Esta entrada fue publicada en 7 hábitos. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.