Errores a la hora de hablar en público

Hablamos en una ocasión de cómo tendríamos que realizar una presentación en público, de todas maneras es importante saber aquello que NO debemos hacer cuando tengamos que presentar un producto, un servicio nuestro o realizar una conferencia, aquí os mostramos algunos errores que debemos evitar a la hora de hablar en público:

Leer cada slide de la presentación: las diapositivas de la presentación han de ser nuestras aliadas, tienen que reforzar el mensaje que estamos dando, nunca han de ser nuestra presentación y limitarnos a leer lo que ponen en ellas porque para eso no hace falta la presentación, se les da el documento y ya está.
No mirar al público: hablamos para el público y es por esa razón que debemos mirar al auditorio, no sólo por respecto sino para que se sientan atraídos por el mensaje y siempre a todos por igual.
Vestuario no apropiado: hay que ir acorde con el público que asiste a la conferencia, no es lo mismo una conferencia para estudiantes que para directivos de multinacionales, la primera impresión hemos visto que es muy importante y lo primero que ven de ti es tu vestuario antes que escucharte.
Improvisar: hay que preparar conscientemente cada presentación y verbalizarla para que ni quede nada o, casi nada, para la improvisación, si lo hacemos corremos el riesgo de quedarnos con la mente en blanco y eso no puede ser…

Estos son algunos de los errores que debemos evitar en todas las presentaciones que realicemos en público, evidentemente que pueden haber muchos más, pero si tratamos de evitar los anteriores ya tenemos mucho ganado, sólo faltará controlar el tema nervios y así seguro que realizamos una buena presentación 😉

Esta entrada fue publicada en comunicación, formación. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Errores a la hora de hablar en público

  1. Iván dijo:

    Hola Javier,

    Gracias por tu sugerencia, recomendable lectura 😉

    Iván Vila

  2. Anonymous dijo:

    Hola Iván, sobre el tema nervios, me permito sugerir esta entrada de mi blog: http://speakandspan.es/?p=156. Lo mejor para evitarlos es conocer por qué ocurren. Un saludo.

    Javier