Grandvalira pisa el acelerador y prevé acoger a más de 1,8 millones de visitantes esta temporada

Grandvalira se aproxima a sus niveles de actividad pre-Covid. La estación ha reforzado sus instalaciones y prevé recuperar las cifras de 2019, campaña en la que se vendieron más de 1,8 millones de forfaits. David Hidalgo, director general de Grandvalira-Ensisa, ha explicado a 2Playbook que esta “es una gran noticia especialmente tras el impacto que tuvo en el sector la crisis sanitaria de la Covid-19”.

Además, Grandavalira se encuentra inmersa en la cuenta atrás para la formación de la que será la mayor instalación para la práctica del esquí y del snow de los Pirineos. En la última semana de diciembre se unificaron las sociedades que gestionan Pal Arinsal y Soldeu El Tarter, y la integración definitiva de su operativa se produjo durante la primera semana de enero, tal y como explicó a este medio el director general de Grandvalira-ENSISA.

Así, Andorra continúa sumando fuerzas con el objetivo de potenciar el atractivo de la región como destino de nieve frente a otros mercados europeos. Finalmente, a lo largo de este 2022 se llevaría a cabo el último paso de este proceso, que consistiría en unir toda la operativa con Gradvalira Resorts. Por el momento todavía no hay fechas oficiales sobre cuándo se produciría esta integración.

Enlace al artículo completo en 2Playbook.

Esta entrada fue publicada en esqui, Grandvalira. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.