Lecciones de una mañana de práctica de golf

Hacía meses que, por diferentes motivos, no cogía los palos de golf para practicar un rato y la verdad es que después de este domingo esperemos que no pasen tantas semanas para volver a practicar, doy mi palabra, del buen rato practicando he podido extraer las siguientes lecciones:

Desconexión: el hecho de concentrarse exclusivamente en la teoría y práctica del golf hace que te tengas que concentrar y pensar en ello por lo que los problemas y otros temas quedan totalmente aparcados durante un rato.
Concentración: nos tendríamos que centrar en las tareas semanales de la misma manera que lo hacemos cuando se practica, el hecho de centrarse exclusivamente en unos movimientos
Psicología: el golf es un deporte muy técnico pero también mental y esto lo he podido experimentar durante mucho tiempo, ayer puse en práctica lo aprendido últimamente y la verdad es que, al menos para practicar, funciona, lo tendremos que aplicar en competición.
No confiarse: el hecho de que se realicen buenos tiros seguidos no te aseguran que los futuros tiros sean igual de perfectos, hemos de ir tiro a tiro y empezar de nuevo en cada uno de ellos olvidándose de lo que acaba de pasar

La verdad es que ha sido una mañana de domingo aprovechada y que echaba de menos desde hace tiempo, esperemos seguir practicando más a menudo y jugar unos hoyos durante la temporada, hemos de seguir aprendiendo 😉

Esta entrada fue publicada en deporte, golf. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.