Mucho más allá del fútbol

No llevamos ni una semana de Mundial y ya tenemos a la Campeona, osea España, eliminada tras perder sus dos primeros partidos. Las Redes Sociales se han llenado de comentarios al respecto, tanto hacia los jugadores como a la Roja en general, a parte del resultado deportivo tan negativo, también representa un fuerte impacto a todas las empresas que habían apostado por La Roja.

Patrocinadores como Iberdrola, Cruzcampo, la misma Adidas, Movistar, Cepsa, Pelayo, etc… habían depositado gran parte de sus campañas de marketing para este año en el Mundial con la esperanza de que España llegase, como mínimo, a la final y a primeras de cambio han visto como los han eliminado. Estas empresas también sufrirán por el fracaso de la selección. Son grandes cantidades de dinero que esperan rentabilizar a largo plazo, pero el Mundial es el evento futbolístico por excelencia y en esta edición han fracasado extrepitosamente.

Capítulo aparte merece Mediaset, pagando una millonada por los derechos del Mundial y que ahora verá como sus audiencias no serán las mismas y, por lo tanto, sus ingresos de publicidad tampoco ya que no está la selección en juego. Una vez más se ve como las grandes inversiones en el mundo deporte no son del todo rentables.

Esta entrada fue publicada en futbol, Mundial2014, patrocinio. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.